Las ventas del iPhone y el iPad se paralizaron en Alemania

Imagínense que un día van a una tienda de Apple entusiasmados con el dinero en mano para comprarse la preciada tableta de la que todos hablan, pero cuando llegan el dueño del lugar les dice que no puede vendérsela. Esto puede ser decepcionante para muchos y en Alemania gran cantidad de fanáticos de la manzana no podrán comprar sus productos más famosos por una disputa judicial realmente polémica.

Se trata de una disputa judicial entre Motorola y Apple que comenzó a finales del 2010 por un problema de patentes. El hecho es que la compañía de la gran M asegura que la creadora del iPad infringió unas 18 patentes en EEUU y, más tarde, la pelea se trasladó a Europa. Esto concluyó en una victoria en el tribunal de Manheim, Alemania, donde se dictó una medida cautelar para impedir que algunos de los dispositivos de Apple con tecnología 3G, como el iPhone e iPad, se comercialicen en todo el país.

El iPhone encadenado

Esta pelea en los tribunales se trata de una especie de venganza de Motorola contra Apple, ya que en agosto pasado la firma de la manzana presentó una denuncia contra el creador del Razr también en Alemania, ya que afirma que el diseño de su tableta Motorola Xoom es idéntico al del iPad. Pero parece que a Apple le salió el tiro por la culata.

De todos modos, Apple asegura que apelará el fallo de la corte de inmediato ya que quiere por todos los medios que sus productos con 3G como el iPad o el iPhone se vendan en Fin de Año en tierras alemanas.

Vía: ITespresso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *